Monitor Nacional
Ahora pensemos en el BUEN FIN de año
Proyecto de vida | José Gregorio Contreras
18 de noviembre de 2015 - 4:44 pm
Cuentas-MN
Todos debemos crear conciencia en las generaciones que vienen detrás de nosotros, no necesariamente tiene que ser a nuestros hijos

Dado que ya paso el BUEN FIN de semana retomemos el día a día y enfoquémonos ahora en tener un buen fin de año. Generalmente en el mes de diciembre es el momento que se reciben más ingresos y se tiene la oportunidad de ponerse al día con deudas pendientes y encausar nuevos proyectos.

Regalo

En vista de la dualidad de las campañas mediáticas donde se incentivaba a comprar a meses sin intereses y por la otra que gastemos con un espíritu de conciencia y necesidad, espero que todos hayan sido iluminados y que no sea demasiado tarde para hacer un buen uso de sus aguinaldos y para los que tienen negocios el acostumbrado incremento de sus ventas.

Estamos en momentos de muchas necesidades que si bien siempre han existido, cada día son más onerosas, requieren más tiempo y/o son de mayor recurrencia. Para poder hacer un buen análisis de todas las variables a considerar en pro de hacer un mejor uso del dinero es recomendable que lo hagas ahora, antes de recibir todos los ingresos antes mencionados.

Considera primero tus deudas pendientes, luego tus necesidades, después tu ahorro y por último esos gustos que quieres y mereces darte. Dentro de las necesidades llegó el momento de pensar en las que has oído durante todo el año y por años y aún no te decides a invertir en ellas. Son todas aquellas que se refieren a la protección, al ahorro y a la inversión. Estas metas son anuales desde un mediano a un largo plazo, pero al final te dan dos invaluables recompensas, tranquilidad y seguridad.

Todos debemos crear conciencia en las generaciones que vienen detrás de nosotros, no necesariamente tiene que ser a nuestros hijos y para ello el ejemplo es la mejor opción. Así lo hace Mariata, quien aunque no tiene hijos tienes tres sobrinas y dos sobrinos. Por ejemplo, para este mes de diciembre ella les va a regalar alcancías y les va a proponer un plan de ahorros lúdico por periodos anuales esperando con esto crear en ellos el hábito de saber esperar para lograr mejores metas. Adicionalmente como no todo en la vida es sacrificio, como regalo adicional los va a llevar a todos al cine para ver una película que sea del agrado de todos. Al preguntarle a Mariata si esos regalos eran suficientes ella respondió: “Estamos acostumbrando a nuestros hijos a tener una mente netamente materialista y por ende cada vez quieren regalos que superen el anterior desde el punto de vista económico. Mi propósito con mis sobrinos es que ellos aprenda que la responsabilidad y los buenos momentos son mucho más importantes.”

Como puedes ver, esta lección de vida que está dando Mariata es una manera altruista de llevar la vida y no importa cuál sea tu rol y tu entorno familiar para llevarla a cabo. Ya seas madre, padre, maestra o maestro, hermano, dueño de negocio, etc. eres un instrumento para ayudar a cambiar los paradigmas que hemos traído por inercia en toda nuestra existencia.

Otro ejemplo, si eres dueño de una empresa que mejor regalo que darle a los empleados libros de cuentos que fomenten la lectura de sus hijos. Eso sí, da una razón de ser del porqué de esos regalos, quizás en un primer momento no vean el verdadero significado de la intención de ese obsequio. Si quieres llegar más allá, busca que esos cuentos hayan sido escrito por jóvenes escritores de tu localidad o país y si es posible realiza una fiesta infantil de fin de año donde los entregues y ve la posibilidad que estén autografiados por sus autores. Aquellos que no tienen hijos permite que lleven a sus sobrinos, ahijados o simplemente al hijo del vecino. Aunque no lo creas también estás haciendo labor de Patria.

¡Hasta la próxima vez!

TAGS: , , , , ,