Monitor Nacional
Beneficia CDI con programa alimentario a más de 18 mil familias en Oaxaca
Oaxaca | Redacción
14 de agosto de 2015 - 2:50 pm
Oaxaca-Monitor Nacional
"El trabajo de la Comisión para el Desarrollo Indígena muchas veces no se puede ver, porque está en la montaña, en el cerro; para llegar te tardas medio día o hasta un día" - Nuvia Mayorga Castañeda

Ciudad de México.- La Comisión Nacional para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas (CDI) puso en marcha un programa alimentario para llevar granos básicos a 18 mil familias originarias que viven en condiciones de pobreza extrema, en más de 100 municipios de Oaxaca, con lo que contribuye a la estrategia para el desarrollo educativo y económico de la entidad, anunciada hace algunos días por el gobierno Federal.

La titular de la CDI, Nuvia Mayorga Castañeda, dio a conocer que dentro de esas familias se encuentran más de 10 mil niños, cuyas familias recibieron la semana pasada y tendrán de manera trimestral un total de 30 kilogramos de maíz, 30 de arroz, 30 de frijol y seis de sal; además de que a este paquete alimenticio se le agregará leche fortificada Liconsa.

En entrevista con Notimex, la funcionaria federal informó que se trata de municipios indígenas, principalmente de la zona de la costa oaxaqueña, y se está en conversaciones para que Liconsa ofrezca el lácteo a “un buen precio”.

Además de que para las familias que no están incluidas en el programa, la paraestatal reducirá el costo de la leche de 4.50 a 1.00 peso por litro.

Hizo notar que este programa es parte de la estrategia para el desarrollo económico y educativo de Oaxaca, así como de la Cruzada Nacional Contra el Hambre (CNCH) “y del compromiso del presidente Enrique Peña Nieto, de garantizar la alimentación a la población indígena en pobreza extrema”.

Mayorga Castañeda recordó que de manera conjunta con el Instituto de Nutrición, se hizo un levantamiento, en el cual se encontró a familias que están en condiciones de desnutrición, y por eso este programa se lleva, principalmente, a los más de 10 mil niños (de cero a cinco años), que se encuentran en esa situación, por no contar con la adecuada alimentación.

Por ello, indicó que de manera conjunta con el IMSS-Prospera, y el propio Instituto de Nutrición, harán un “acompañamiento” de la aplicación del programa, con pruebas de peso y talla, para conocer el efecto y los resultados que se obtienen en los menores con la aplicación de esta estrategia, que también se llevará a Guerrero y Chiapas y que “es como venimos trabajando muy fuertemente”.

En materia de salud, informó que también de manera conjunta con IMSS-Prospera, en Oaxaca se han dejado más de 10 unidades médicas móviles, que están totalmente equipadas con dos consultorios médicos, porque se reconoce la necesidad existente de servicios de salud en estas comunidades, que son las más apartadas.

“Cuando uno va a recorrer el campo de las localidades, pues ese es el tema de la CDI, ir a la localidad, nos encontramos con que los servicios de salud les quedan muy lejos, son horas caminando, o para irse en un burro, caballo o vehículo, y es por eso que estas Unidades Médicas Móviles que las maneja IMSS-Prospera, recorren las localidades, con un calendario, para vacunar a los niños, para desparasitarlos, que es otra de la problemática de la falta de nutrición”, añadió.

La titular del organismo explicó que se ha registrado que, por la cantidad de parásitos que los menores llegan a tener en su organismo de los alimentos que ingieren, sólo asimilan la mitad o menos, pues el resto se desvía en beneficio de esos organismos nocivos para el cuerpo, y “es algo tan simple, pero hay que acercarles el servicio para desparasitarlos”.

Asimismo, dijo que estas unidades hacen revisiones a las mujeres que están embarazadas, que en su mayoría son niñas todavía; y anunció que se enviarán tres Unidades Médicas Rurales, en la regiones de la sierra y del Istmo, que también les acercarán estos servicios.

En materia de educación, apuntó que la CDI tiene 150 Casas del Niño Indígena, donde reciben desayuno, comida y cena; y habitan de lunes a viernes, para poder asistir a la escuela desde educación básica hasta telebachillerato; y tienen un director que está al tanto de que no reprueben sus cursos, sino que mantengan un promedio de ocho “para que la educación, sobre todo en Oaxaca, no se nos venga más abajo”.

Adicionalmente, comentó que en el presente año se puso en marcha un programa en cinco estados, entre ellos Oaxaca, para que en estas Casas haya proyectos productivos y salgan con un oficio, pues si no siguen sus estudios “por su cultura”, o porque las niñas ya saben que se van a casar y con quien, que estén preparados para hacer pan, sembrar jitomate o alguna otra actividad que los saque adelante.

“Eso es lo que estamos haciendo para el estado de Oaxaca en cuestión de educación”, expresó convencida Mayorga Castañeda, quien señaló que la propia población indígena es la que con sus valores les da ánimo y “recarga de baterías” en esta ardua labor.

“Nos recargan ellos mismos las fuerzas con sus valores, es parte de su cultura y educación. Ellos tienen unos valores, es gente que quiere trabajar, que pide la oportunidad para que le acerquemos los insumos para trabajar, es gente con un compromiso, que no necesita firmarte ningún documento para demostrarte que va a salir adelante”, puntualizó.

El trabajo de la Comisión para el Desarrollo Indígena “muchas veces no se puede ver, porque está en la montaña, en el cerro; para llegar te tardas medio día o hasta un día. Pero ahí hay mexicanos. Ahí hay un compromiso del gobierno Federal de ver por ellos y ahí está el compromiso de la CDI de estar llevándoles, acercándoles infraestructura básica, como a cualquier otro mexicano que no tenga”, remató.

Información de Notimex 

TAGS: , , ,