Monitor Nacional
Depresión: tu peor enemigo
Sociedad en Movimiento | Lalo Renteria
18 de abril de 2016 - 12:45 pm
columna
¿Alguna vez la tristeza su ha posado sobre tu vida y no sabes cómo continuar?

La depresión es un trastorno mental caracterizado principalmente por una tristeza profunda, falta de ánimo, decaimiento anímico y pérdida de interés hacia todo lo que nos rodea.

Es importante dejar en claro que la depresión se da en niños, adolescentes y adultos; no existe una edad para entrar en esta condición. Muchas de las personas que pasamos por un rompimiento amoroso nos refugiamos en recuerdos, dolor, tristeza; incluso algunos pierden el apetito, se enferman y si las cosas no mejoran tienden a buscar salidas fáciles en aventuras sexuales, drogas, o suicidio.

No existe algún método fácil de superar la muerte de un familia, un divorcio o un fracaso profesional; estamos acostumbrados a ver mundos color de rosa en libros, películas e incluso en la vida misma con las personas que nos rodean. Cuando pasamos por tragedias continuamente, nos ponemos a pensar que nuestro mundo no tiene sentido si todo aquello que tanto queremos suele salir mal.

Desde el mes de marzo perdí a una persona que quería mucho, mi compañero, mi amigo, el ser humano que estaba apoyando continuamente mis decisiones, proyectos y locuras; considero que entré en una etapa depresiva de mi vida la cual quizá tarde un tiempo en pasar. Siempre he estado acostumbra a que las personas me busquen, me llamen y algunas veces sin razón espero a que se disculpen aunque ellos no cometieran el error.

Tengo una idea muy clara sobre que la persona que perdí me traicionó, quizá rompió mi confianza y eso logró crear una herida muy profunda en mis sentimientos. Siempre suelo decirle a los demás lo importante que es perdonar, lo básico que es vivir en un mundo que funcione con cordialidad y alegría; pero cuando alguien te engaña, te falla o te decepciona considero que es mejor cerrar el circulo y seguir adelante.

Hoy por hoy mantengo firme la idea de que una infidelidad es el acto más corriente, absurdo y vil que un ser humano puede hacerle a otro; pero viendo la realidad, muchas personas son infieles, pierden esa virtud de la lealtad y se olvidan que causan heridas grandes en otros.

Siempre debemos mantenernos firmes ante nuestras decisiones, si encontramos una buena solución hay que tomarla sin miedo a fracasar en el intento; cuando veamos que la cosa ya no da para más, entonces será momento de retirarnos pero con la satisfacción de haber luchado antes por resolver el problema.

No pierdas tu vida en tristeza, no le des entrada al dolor, no tengas ideas falsas si no te consta que las cosas sucedieron del modo en que viste derrumbar tu mundo. Algunas veces y en su mayoría, las cosas por las que sufrimos tienen una solución, el punto es buscarla y arreglar lo que se estropeó por una palabra, un presentimiento o una acción.

Si al final del camino no lograste solucionar eso que te dañó; entonces deja que la carga se quede en el pasado y continúa tu camino con fortaleza, pues como dicen por ahí “la noche es más oscura justo antes de amanecer”.

TAGS: , , , ,