Monitor Nacional
Diseñar una recámara para niños
Asimetría y espacios | Delfina Sieiro
16 de marzo de 2016 - 9:41 am
Recamara-MN
Indispensable es jugar con el color, no te cierres a usar rosa o azul, en lo personal no me gusta encasillar a los niños en estos colores

Los adultos buscamos que nuestra recámara sea una especie de santuario que nos de paz, un lugar que nos invite al descanso, con el orden y el confort que haga de nuestras noches o mañanas un lugar para vivirlo en armonía. Para los niños es deseable que en su habitación encuentren estas sensaciones, pero además la recámara tiene que tener la versatilidad de convertirse en un barco, un castillo, una nave espacial y mejor aún, una recámara debe de tener un bosque encantado con espacio para una pista de coches y la guardería de las muñecas.

Cómo puede caber todo esto en una recámara, pero sobre todo cómo mantener el orden de este universo de fantasía paralela. A menudo veo a los padres divididos intentado decidir si hacer una recámara infantil de cuento fantástico o mejor apostar de una vez por una recámara que le sirva para toda la vida, pues los niños crecen muy rápido, dicen. Mi respuesta siempre ha sido que, si puedes hacerlo no lo dudes, dales a tus hijos un espacio en donde puedan crear y vivir experiencias que sólo en temprana edad disfrutarán, precisamente porque crecen muy rápido y será natural que algún día quieran cambiar algo en su espacio, el cambio es parte de crecer, decidir y modelar nuestro carácter.

Los espacios en las casas y departamentos hoy en día hacen difícil crear un bosque encantado dentro de una recámara, sobre todo en las ciudades, los espacios residenciales son más reducidos. Esto hace que se requiera diseñar con flexibilidad y creatividad, el lugar dedicado a dormir es importante, es la función principal de la recámara, pero en el caso de los niños siempre busco dejar un espacio libre para que ellos puedan jugar, darles los elementos que puedan ayudarles a descubrir los libros y construir juegos que les permitan crecer jugando. Para ello son muy importantes las escalas, combinar muebles adecuados para que los niños se puedan sentar o en su caso subir y bajar de manera segura y cómoda. Pero también es importante tener algunos elementos de escala natural que no sean peligrosos para ellos, por ejemplo, un sillón en donde mamá o papá puedan leer junto con ellos o donde los abuelos puedan ver la obra de teatro que los niños están inventando.

Indispensable es jugar con el color, no te cierres a usar rosa o azul, en lo personal no me gusta encasillar a los niños en estos colores. Y otra cosa muy importante que debes considerar es la iluminación, no olvides que respetar los horarios son muy importantes para el desarrollo de hábitos sanos de los niños, y precisamente la luz también es un tema de salud para el ser humano. Nuestro organismo reacciona con la luz solar, hay procesos ser realizan y hormonas que se liberan a diferentes horas del día, por eso es muy importante también poder contar con luz natural en la recámara de los niños, y pensar cómo se va a “atenuar” para las horas de descanso. Y puse entre comillas la palabra atenuar pues no se trata de bloquearla totalmente, para que al momento de tener que encender la luz (eléctrica) ésta también pueda tener intensidades diferentes de manera que la transición hacia la obscuridad de la noche o de las horas de sueño, como la siesta de medio día, se haga de manera suave. No te olvides que las persianas o cortinas pueden ayudarte a filtrar la luz natural y considera bien el tipo de luminarios que vas a dejar a la mano de tus hijos, estos artefactos pueden causar accidentes si su disposición, material y diseño no son los adecuados.

Las recámaras de los niños ofrecen muchas posibilidades para resolver un espacio que brinde descanso, juego y actividades lúdicas, todo esto con seguridad y confort, por eso es importante que se diseñen con cuidado y evitar comprar a la primera oportunidad un descomunal carro de carreras (rojo claro está) como cama que al final no va a caber en la habitación, sino quieres que las literas con resbaladilla o juguetes terminen estacionados en la sala, busca diseñar este espacio con detenimiento.

Fotos: Sófocles Hernández

Cortesía Spazio Interior Proyecto KF  recámara de niños Delfina Sieiro (6)

Proyecto Recámara Gemelos

TAGS: , , , , ,