Ver más de Talento Humano

Estudiar y trabajar no es imposible

Ciudad de México. En la actualidad es cada vez más frecuente que los puestos laborales pidan años de experiencia, incluso a los recién egresados, por lo que es necesario que mientras estudias comiences a formarte en tu campo laboral para que cuando llegué tu momento no sea complicado conseguir un puesto.

Es cierto que estudiar y trabajar implica muchas veces un sacrificio, pues muchas veces tu hogar sólo se convierte en un lugar para dormir, pero aunque parezca una hazaña difícil de realizar puede ser más sencillo de lo que piensas.

Una de las principales cosas que debes tomar en cuenta para que está fusión resulte exitosa es la organización. Puedes anotar tus compromisos en un calendario o en una agenda, incluye los tiempos que tendrás libres y cómo los administrarás para realizar tus tareas, proyectos, así como un momento para relajarte.

Como lo mencionamos en artículos anteriores, tus estrategias de estudio son fundamentales para obtener buenos resultados y más si decidiste dedicar otra parte de tu tiempo a trabajar o hacer prácticas profesionales, por lo que será mejor que destines un poco de tu tiempo al día a repasar los temas que viste en clase, de tal forma cuando llegué la víspera de exámenes no te presiones de más.

Para realizar tus actividades de manera satisfactoria, es recomendable que duermas bien, tal vez te suene complicado por todos los proyectos que se puedan acumular, pero descansar es necesario. Recuerda que el cerebro necesita de al menos 6 horas de reposo para poder asimilar de mejor manera los conocimientos.

Estudiar y trabajar al mismo tiempo puede ser muy agotador, pero sin duda los resultados que obtendrás gracias a ello valdrán la pena.