Ver más de infusión

Google dedica doodle a Helia Bravo

Ciudad de México.- Un día como hoy, pero de 1901 nacía la futura científica y botánica Helia Bravo Hollis, quien con el tiempo se convertiría en la primera bióloga e investigadora de la flora mexicana con reconocimiento internacional y se sumaria al grupo de fundadores del Jardín Botánico del Instituto de Biología de la UNAM.

Su área de estudio fue principalmente con las cactáceas, promoviendo la cultura de protección hacia estas plantas endémicas, además de dejar un legado de grandes conocimientos sobre sus propiedades benéficas desde 1937 hasta 2001, año en el que fallecería tras haber cumplido los 100 años de edad.

“Que los maestros enseñen con amor a sus alumnos y que a su vez les inculquen ese amor por la naturaleza y por la preservación de la vida en el planeta”.

 

Ejerciendo la diaria práctica hacia la enseñanza de la biología mexicana, Bravo Hollis recorrió kilómetro a kilómetro las sierras, montañas y desiertos de México en busca de nuevas plantas para su clasificación y fue ejemplo para las futuras generaciones sobre la importancia de las especies vivas que forman parte de la cultura y paisaje de nuestro país.

Imagen relacionada

¡Felicidades y gracias por tus enseñanzas, Hollis!