Monitor Nacional
La propuesta de Peña, ¿es un paso para legalizar la marihuana?
Nuestro México | Ingrid Muzquiz
22 de abril de 2016 - 7:07 pm
columna
A mi parecer, la legalización de la marihuana en este momento traería al país más consecuencias desfavorables que buenas

El día de ayer, después de que el presidente de la República, Enrique Peña Nieto, propuso al Congreso de la Unión elevar la dosis de la marihuana de 5 a 28 gramos y avalar su uso medicinal. La polémica que habita en el país volvió a tomar fuerza: la legalización o no de la marihuana.

A mi parecer, la legalización de la marihuana en este momento traería al país más consecuencias desfavorables que buenas: por un lado, solo cierto tipo de violencia disminuiría y, a falta de la entrada de dinero de la marihuana, el narcotráfico se compensaría con otros negocios. Por otro lado, el problema, que hoy es de seguridad, pasaría a ser un problema de salud pública. Así como hay cosas malas, también existen unas buenas, pero que a mi juicio, no pesan más que las negativas.

En vez de bajar la violencia causada por el narcotráfico, solo disminuiría cierto tipo de violencia, como enfrentamientos entre policías y vendedores, o en el cambio de forma de operar en el proceso de venta y distribución, es decir, sería más organizado y pacífico. La compra ya no se basaría en lo que el territorio impone, sino que el consumidor tendría la libertad de elegir a quien comprarla. A consecuencia de esto, se sofocarían las peleas entre los distintos bandos, habría menos muertos y así el consumidor podría ejercer su independencia al elegir a su gusto. Pero la marihuana no es el ingreso fuerte de los narcotraficantes, sino que lo son, entre ellas, las drogas sintéticas como la cristal, el LSD, éxtasis, entre muchas otras; esas sí dejan dinero. Por lo tanto no sería un golpe fuerte a estos grupos. Lo que ocurriría es que al disminuir los ingresos del narco, ellos buscarían otra fuente de negocios sucios que compense la reducción de sus ganancias, que a final de cuentas, va a terminar por afectar a la población. Y una opción a la que pueden recurrir, es compensar con otros negocios: por ejemplo, el secuestro.

Otro aspecto que impide o dificulta la legalización de la marihuana es que el problema que ahora es de seguridad nacional, pasaría a ser un problema del sector salud. La salud de la población se vería afectada por el aumento en el consumo de marihuana que, al mismo tiempo da paso al aumento de gastos en tratamientos para drogadictos en el que el Gobierno se vería implicado y en el que tendría que desembolsar el dinero recaudado de los impuestos adquiridos por la venta legal.

En mi opinión es un tema muy complejo. Las probables consecuencias positivas de su legalización no serían un factor determinante para acabar con la violencia en el país. Hoy en día, considero que México no está listo para enfrentar la marihuana legalizada porque no existe la educación adecuada. La población se afectaría más de lo que se beneficiaría. Probablemente en un futuro, México sí esté listo. Por ahora, el Gobierno tiene que definir qué es lo que quiere… ¿acabar con las drogas o solo con el narcotráfico en México?

TAGS: , , ,