Miembros de La Manada abandonan la cárcel de Pamplona

Ciudad de México.- Los encausados que se encontraban en la prisión de Pamplona son José Ángel Prenda, Jesús Escudero y Ángel Boza. Han sido recogidos en la puerta de la cárcel por vehículos que les estaban esperando.

La Audiencia Provincial de Navarra ha justificado la puesta en libertad bajo la fianza de 6.000 euros de los cinco condenados de La Manada afirmando que resulta “impensable” que estando en libertad vuelvan a cometer un delito sexual.

“No puede desconocerse que la repercusión que ha tenido este caso y la presión que ha desatado han alimentado un rechazo social de tal magnitud respecto de los cinco acusados que ello permite cuestionar fundadamente ese hipotético riesgo de reiteración delictiva”, afirman los dos magistrados de la Sección Segunda que han suscrito la decisión.

“Lo que todo ello hace presumir, en buena lógica, no son sino extraordinarias dificultades para que puedan desarrollar una vida social normalizada en libertad una vez regresen a su entorno familiar y social; todo ello, junto con la pérdida de su anonimato, hace poco menos que impensable el referido riesgo de reiteración delictiva”, añaden los magistrados Ricardo González y Raquel Fernandino.

El presidente del tribunal, José Francisco Cobo, ha emitido un voto discrepante por considerar que pone en riesgo “la protección integral” de la víctima.La Fiscalía de Navarra ha anunciado que recurrirá la decisión de su puesta en libertad provisional. Se trata de un recurso de súplica que debe ser resuelto por el mismo tribunal, por lo que las posibilidades de éxito son remotas.

En cualquier caso, el recurso no suspende la decisión de excarcelarles. El alcalde de Pamplona, Joseba Asiron, también ha anticipado que el Ayuntamiento recurrirá la puesta en libertad de los cinco acusados: “Fue un abuso sexual de la máxima gravedad”.

Con información de El País