Monitor Nacional
Obama reivindica poderío económico y militar de EUA como su legado
Portada | Redacción
13 de enero de 2016 - 7:13 am
Obama-MN
Obama reafirmó su intención de continuar empujando el tema de la reforma migratoria pese a que el debate está muerto en el Congreso

Ciudad de México.- El presidente estadounidense, Barack Obama, dijo que dejará un país con fundamentos económicos sólidos y un poderío militar sin paralelo para proteger a futuras generaciones.

En su último discurso sobre el estado de la nación, Obama resumió sus logros de los pasados siete años de gobierno, pero ofreció además su visión sobre el futuro del país en el corto y mediano plazo.

Al pronunciar un discurso más corto que en años pasados Obama refutó las críticas de muchos republicanos sentados en el amplio salón de sesiones, y denunció lo que calificó como un discurso de ficción que sólo daña la imagen del país ante el mundo.

Por poco más de una hora, Obama hizo una apasionada defensa de sus políticas doméstica y exterior, e insistió en la necesidad de preservar los valores que han merecido reconocimiento en el mundo, al tiempo que llamó abrirse a los cambios sociales y los nuevos tiempos.

Ante senadores y congresista, en ocasiones de muy buen humor, Obama dijo que pese a los complejos retos del país, mantiene su optimismo sobre un país que calificó de claridoso, de gran corazón y optimista, donde la verdad y el amor prevalecerán.

“Eso es lo que me hace tener esperanza sobre nuestro futuro. Porque gracias a ustedes, creo en ustedes. Es por eso que estoy confiado de que el estado de la unión es fuerte”, dijo en un discurso transmitido en cadena nacional de televisión.

El mandatario habló de un país transformado, en parte gracias a políticas como la Ley de Salud Asequible, convertida en objeto de confrontación con los republicanos, haciendo notar los millones de estadunidenses que poseen ahora seguro de cobertura de gastos médicos. Obama dijo que la ley de salud ha tenido incluso un favorable impacto sobre la economía estadounidense, “la más fuerte y duradera del mundo”, con una tasa de desempleo a la mitad del nivel de 2008 y 14 millones de nuevos empleos creados durante los pasados siete años.

“Cualquiera que clame que la economía de Estados Unidos está en declive, está vendiendo una ficción”, sostuvo. Obama pidió a los legisladores apoyar los esfuerzos para la cura del cáncer, y no cerrar las puertas a los inmigrantes, quienes no son la causa de algunos de los males del país, dijo.

Habló también de los logros en el frente del cambio climático mediante la promoción e implementación de políticas “verdes” y uso de energía renovables. Destacó los avances históricos en política exterior, como el restablecimiento de relaciones con Cuba y el acuerdo nuclear con Irán, así como el liderazgo de Estados Unidos en emergencias como el combate de la epidemia del ébola.

Obama reafirmó su intención de continuar empujando el tema de la reforma migratoria pese a que el debate está muerto en el Congreso, renovó su llamado al cierre de Guantánamo y evitó el tema de las armas, quizá reconociendo la polarización política en torno al punto. Sin embargo desestimó las criticas de quienes lo han acusado de debilitar al país, y mostrarse apacible frente a otras potencias como China y Rusia.

“¡Estados Unidos es la nación mas poderoso del mundo, punto!”, dijo, haciendo notar que su gasto militar equivale al de las ocho naciones de mayor ingreso del mundo, advirtiendo que por ello “nadie nos ataca porque sabe que ese es el camino a su ruina”.

“Cuando se trata de importantes temas internacionales, la gente del mundo no ve hacia Pekín o Moscú para liderar, nos llaman a nosotros”, sentenció, haciendo notar las dificultades económicas que ambos enfrentan.

Obama reconoció la amenaza que grupos como Al Qaeda o el Estado Islámico enfrentan a la seguridad nacional, por lo que reiteró que la seguridad de los estadunidenses es prioridad en este ámbito, y advirtió que su lucha contra ambos grupos no tendrá límites.

“Cuando ustedes atacan a estadunidenses, vamos a ir por ustedes. Podrá tomar tiempo, pero tenemos una memoria larga y nuestro alcance no tiene límites”, advirtió. El mandatario empero insistió en la necesidad de promover por la vía diplomática la solución a las crisis a las que Estados Unidos será llamado, reafirmando así su papel como líder del mundo.

“El mundo nos va a llamar a resolver estos problemas, y muestra respuesta necesita ser más que lenguaje duro o llamar a tapizar con bombas a civiles. Eso puede funcionar en la televisión, pero no en el escenario mundial”, indicó.

Información de Notimex

TAGS: , ,