Monitor Nacional
Óscar Montes de Oca finalmente salió de prisión y exige nuevos protocolos de seguridad
Nacional | Redacción
7 de agosto de 2015 - 3:01 pm
oscar-MN
"Estoy muy agradecido con las personas y todos los medios que se solidarizaron con mi causa"

Ciudad de México.- Óscar Montes de Oca, el joven al que le cambiaron su maleta por una con 20 kilos de droga, urgió a las aerolíneas a establecer nuevos mecanismos de seguridad para garantizar la seguridad de los pasajeros y evitar más caso como el suyo.

Tras demostrarse su inocencia y salir de un penal de máxima seguridad, en Nayarit, Óscar dijo “es importante que se establezcan nuevos protocolos de seguridad por parte de las aerolíneas. El hecho de que con una etiqueta se pueda decir de quien es una maleta es una lesión grave a todas las libertades de los pasajeros”.

“Como ciudadanía es importante que busquemos medios, tomar fotos, videos, en ningún momento tomar una maleta que no nos pertenece por más que nos presionen para así protegernos, porque el crimen organizado, la delincuencia no va a distinguir, no va a hacer diferencias si tu eres un maestro, un trabajador, si eres de donde sea; todos tenemos que estarnos protegiendo y aprovechar los recursos electrónicos que tenemos para hacerlo”, agregó.

Óscar, quien tras salir de prisión se reunió con el rector de la Universidad Autónoma del Estado de México (UAEM), dijo tener “un choque de emociones”.

“Hace unas horas estaba encerrado y ahorita ya estoy con mi familia, con el rector, con mis amigos. Me ha costado un poco asimilar esta situación pero estoy muy agradecido con las personas, con todos los medios que se solidarizaron con mi causa”.

Detalló que desde que tomó su vuelo en Buenos Aires a México, con conexiones en Lima, Perú, y Bogotá, Colombia, pero jamás sacó su maleta y toda la operación la hizo la aerolínea y los aeropuertos.

Indicó que la maleta que le adjudicaron al llegar a México tenía su nombre, su etiqueta, sú número de ticket, pero no era su maleta.

“Es muy importante que nosotros nos protejamos, pero considero que al estar pagando no solo el pasaje de avión, sino que pagamos impuesto por usar los distintos aeropuertos por los que transbordamos se debería de garantizar los mecanismos de seguridad, y principalmente, algo que en mi caso no se hizo es que el principio constitucional de que todos somos inocente hasta que se demuestre lo contrario. A mí se me trató de culpable desde el momento en que se encontró la etiqueta en mi maleta”, agregó.

Afirmó que para su liberación influyeron varios factores, como las pruebas de los videos, las declaraciones del personal de seguridad tanto en Perú como en Colombia, “y más que nada, para fortuna y desfortuna de otros, en mi caso fue la presión que se ejerció en los medios, amigos, el rector, el gobernador para poner atención en mi caso, pero no dudo que haya otras personas con el mismo problema, que no tienen los medios, los insumos necesarios y que están allá adentro pagando un infierno mayor al que yo viví”.

Aclaró que nunca lo obligaron a decir que la maleta era suya ni hubo amedrentamiento pero sí mucha presión psicológica.

Sobre las acciones legales que tomará en contra de la aerolínea o el aeropuerto indicó que “eso todavía lo tengo que hablar con mi familia, mis abogados, para ver de qué manera vamos a proceder y si se va a proceder. Ahorita apenas estoy aterrizando que ya estoy afuera y tengo que acercarme a los medios que me estuvieron apoyando”.

Por último apuntó que su maleta no se encontró, “y me preocupan dos libros que traía en esa maleta, los traje desde Mendoza, Argentina”.

Con información de Noticieros Televisa

Notas Relacionadas