Monitor Nacional
Posturas para ‘prender’ la vagina y guiarla a la penetración
Colectivo Masivo | Redacción
28 de junio de 2016 - 11:10 am
118212593_2
Existen terminales nerviosas conectadas entre el clítoris y la entrepierna que lancen señales para que la vagina despierte

Ciudad de México.- La vagina necesita ir despertando poco a poco su sensibilidad, así como el clítoris, ya que este es responsable de catapultarnos hacia el orgasmo.

Primero, en el faje, el varón se debe sentar en la cama con la cadera un poco hacia atrás. La mujer debe sentarse sobre sus piernas, dándole la espalda.

Súper importante, aquí es donde él comienza a recorrer con sus manos toda la entrepierna, de abajo hacia arriba, y justo esté a punto de llegar a los genitales, detenerse e ir de vuelta.

Esto, porque existen terminales nerviosas conectadas entre el clítoris y la entrepierna y si lanzas señales de ‘despierta, despierta, despierta’, seguro que la chica te lo agradecerá. De nada.

Aquí ya estamos en la onda del coito. O sea, hubo ya mucho beso, mucha caricia y mucho cachondeo. La vagina ya está preparada y pide ser penetrada.

Pídele a él que se siente en la cama con la espalda recargada en la pared y móntate en él. Ahora sí, permite que te penetre lo más profundo que puedan. Si no estás lo suficientemente mojada, utiliza un lubricante con base en agua.

Ok, ya estás penetrada, ahora, sosteniéndote de tus brazos, vas a dejar caer tu espalda hacia sus rodillas y vas a colocar tus chamorros en sus hombros. Posteriormente, tómense de las manos.

92216820_6

Aquí viene lo bueno, a través del movimiento de tirar de sus manos, van a ir descubriendo distintas profundidades y ritmos.

Cuando sientas total libertad pélvica, mueve tu caderas en diferentes formas; a cada lado, en ocho, hacia delante y hacia atrás.

Todo esto suena maravilloso, pero si quieres llegar al orgasmo, debes continuar con la última postura: la de la Diosa.

Se llama así porque él está sentado en cualquier silla y tú lo montas con absoluto control de tu cadera.

Permite que te penetre apenas con el glande, aprietas, dejas que entre un poco más, vuelves a apretar, y así checas a qué distancia es más placentero para ti.

Información de SDP Noticias.

 

TAGS: , ,