Monitor Nacional
Preguntas sobre la recaptura de El Chapo
Divisadero | Eduardo Gonzalez
21 de enero de 2016 - 11:45 am
recaptura de El Chapo-MN
El “gobierno” de Enrique Peña Nieto, ha tratado de desviar la atención con historias paralelas que poco o nada aportan para resolver de fondo el problema de la violencia y la inseguridad en México

La recaptura de Joaquín El Chapo Guzmán Loera ha venido a correr el velo que autoridades y criminales se empeñan en tender sobre el maridaje existente entre los dos grupos de poder. En las estimaciones sobre lo que vendría luego de la “teatralidad de Los Mochis”, los hacedores de la puesta en escena tenían contemplado casi todo, menos que una amplia capa de la sociedad pusiera en duda la veracidad del “operativo”. A partir de ello, el “gobierno” de Enrique Peña Nieto, ha tratado de desviar la atención con historias paralelas que poco o nada aportan para resolver de fondo el problema de la violencia y la inseguridad en México que necesariamente cruzan por un fortalecido marco de corrupción en impunidad. En este contexto se catapultan una serie de preguntas de urgente respuesta, si y solo si existiera en realidad la voluntad política de terminar con la violenta pesadilla que diariamente vivimos los mexicanos.

¿Por qué la captura de los grandes jefes del narcotráfico no va aparejada del decomiso de sus grandes fortunas? ¿Por qué el túnel por donde escapó El Chapo no ha sido destruido? ¿Por qué el “gobierno” muestra una ferocidad para investigar a periodistas, actrices y actores y deja de lado a los funcionarios presuntamente coludidos con el crimen? ¿Realmente El Chapo se fugó o lo dejaron salir? ¿Existe la voluntad política para extraditar al narcotraficante a Estados Unidos? ¿Cuál es el nivel de involucramiento de la DEA en la lucha contra el narcotráfico en nuestro país? ¿Quién se beneficia o se perjudica con las declaraciones que realice El Chapo?

¿Cuál es la estrategia para enfrentar al crimen organizado? ¿Por qué no se ataca la red financiera de los cárteles de la droga para reducir su capacidad de maniobra? ¿Sigue siendo El Chapo el jefe del cártel de Sinaloa o la organización criminal ya es comandada por Ismael El Mayo Zambada? ¿Con la captura de El Chapo qué grupos criminales se fortalecen? ¿Existe una discrecionalidad en el combate al crimen organizado? ¿Cuál es el nivel de involucramiento de algunos miembros de la clase política en actividades ilícitas? ¿Qué grado de penetración tienen los cárteles de la droga en las campañas políticas y en la elección de los candidatos? ¿Qué papel juegan las células del crimen en las comunidades donde la presencia de los programas sociales del gobierno es solo testimonial? ¿Por qué a pesar de la cuantiosa cantidad de recursos materiales y humanos en la lucha contra el narco al paso de los días la derrota gubernamental y social es mayor? ¿Existe una estrategia de salud pública para combatir las adicciones? ¿Cuál es el peso específico del dinero producto de las actividades criminales en la economía nacional? ¿Qué uso político le darán a la recaptura de El Chapo?

En la medida en que las investigaciones se realicen de manera honesta y conforme a derecho se podrá escoger y no solamente recoger información que permita desenmarañar la fortalecida red de corrupción, crimen e impunidad que ha sentado sus reales en la República Mexicana. De lo contrario, pasará el tiempo y lo único que tendremos será circo, porque mirando cómo va la economía perderemos también el pan.

TAGS: , ,