¿Qué pasa con la educación en México?

Tal vez varios de nosotros pertenecemos al bajo porcentaje de estudiantes del nivel superior. Y algunos más que se han graduado con el grado de licenciatura. Y menos los que tienen una maestría o doctorado. De acuerdo a un estudio realizado por el Instituto de Investigaciones sobre la Universidad y la Educación (IISUE) de la UNAM se descubrieron cifras alarmantes. Según el estudio 10 millones de alumnos no concluyen la primaria, 16.4 millones no terminan la secundaria y sólo 3 de cada 10 mexicanos de entre 19 y 23 años tienen acceso a la educación superior.

A nivel mundial estamos ubicados en el lugar 102 en calidad de educación de 122 países. Y con el examen PISA estamos ubicados en los niveles 53, 55 y 52 en Matemáticas, Ciencia y Lectura, respectivamente, de 65 países. Por estas cifras alarmantes me gustaría dedicar esta publicación al futuro de México que son los niños y jóvenes mexicanos. Pero, ¿qué está pasando con ellos?

La Educación en México está dividida en pública y privada, sin embargo la realidad de México es la educación pública. La Educación en México formalizada no es tan vieja como pensamos. El máximo organismo en educación es la Secretaría de Educación Pública que fue creada en 1921. Y así mismo el artículo 3ro protege el derecho a la educación.

Este artículo establece que los estudios de primaria, secundaría y preparatoria son obligatorios. Sin embargo, con el mismo estudio sabemos que de cada 100 niños que ingresan a la primaria, sólo 50 concluyen sus estudios del nivel medio superior, 21 egresan de su instrucción universitaria y sólo 13 se titulan.

La educación en México está conformada con 3 elementos claves: los alumnos, los maestros y el Estado. Y a decir verdad, cada elemento tiene un poco de responsabilidad de estas cifras tan preocupantes. Podemos acordar que los estudiantes son la parte más importante de la ecuación.

De acuerdo con la INEGI, el promedio nacional de grados cursados es de 9.1 que se traduce a la secundaria y al inicio de la preparatoria. ¿Por qué se abandona la escuela? Hay diferentes razones, las más comunes son la necesidad de dinero. Por ello los niños dejan la escuela para ayudar económicamente a sus familias. Una de las razones más actuales son los embarazos en adolescentes. Y finalmente la falta de intereses o de aptitudes.

Los maestros son otra parte de la ecucación. Con estos resultados y otros, se ha llegado a la conclusión que hay una falta de preparación y de calidad. Pero así como afectan al problema, también lo sufren. Los maestros en México tienen salarios muy bajos y muchas veces se ven obligados a trabajar en dos o más escuelas al mismo tiempo.

¿Qué pasa con la educación en México? Y al final tenemos al Estado, que con esta deficiencia educacional disminuyen el presupuesto destinado a la Educación de $305,057 a $299, 359. Y pues bien se sabe que no todo el presupuesto llega a las escuelas. Muchas veces la educación se ve más como una carga que como una inversión para el futuro.

Pero todos estos problemas sólo nos dicen una cosa: la educación en México está funcionando mal, está corrompida, no se le da la importancia y se le deja a un lado. Si queremos mejorar como país necesitamos cambiar el sistema, darle prioridad al futuro de México que son los niños y jóvenes. Se tiene que dejar de crear mano de obra barata y consumistas voraces. La misma idea de en vez de darle pescado al hombre, hay que enseñarlo a pescar. Darles las herramientas para enfrentar al mundo de allá afuera y más importante que tenga las competencias enfrentarlo.