¿Volveremos a ver al viejo Cam Newton?

 

No, no se trata de un obituario, pero sí hay motivos para preocuparse por el hombro de Cam Newton y preguntarse si algún día volverá a ser el mismo que ganó el Jugador Más Valioso de la NFL en 2015. 

Newton se perderá su segundo partido en fila este domingo y, aunque se debe a un problema en el pie, está claro que algo no anda bien cuando lanza el balón. El quarterback de las Panteras de Carolina completa apenas arriba del 56 por ciento de sus envíos y no ha lanzado pase de touchdown en la temporada. Lo más alarmante es que ni siquiera ha atinado a sus receptores cuando están totalmente abiertos.

Desde la temporada pasada, Newton se vio impreciso durante la segunda mitad de la temporada y un problema en el hombro lo obligó a perderse los últimos dos juegos de la campaña.

Otra cuestión ha sido su poca capacidad para evitar a sus rivales. Al no representar una amenaza en el juego terrestre, las defensivas se han podido concentrar en detener a Christian McCaffrey, afectando también el ataque terrestre. Tal vez el ejemplo más claro fue en la Semana 2 ante los Bucaneros de Tampa Bay, cuando -en cuarta y una por avanzar- prefirieron correr una resbalada con McCaffrey, en lugar de que Cam consiguiera la yarda por el centro de la línea.

El surgimiento de Kyle Allen levanta aún más sospechas. Allen movió el balón metódicamente ante los Cardenales de Arizona y aunque su defensiva es porosa, no es mucho más permisiva que la de Tampa Bay.

Hay que recordar que el estilo de juego del quarterback salido de la Universidad de Auburn es físico y espectacular, pero, por lo mismo, se arriesga más que otros jugadores. Tras el retiro prematuro de Andrew Luck, una variable más ha sido puesta sobre la mesa: el potencial de un retiro en el corto plazo.

Nada está definido aún. Tal vez estas semanas de descanso ayuden a que Newton recupere el estilo de juego que lo mantenía como una de las mayores armas en la NFL. Mas, por lo visto durante los últimos 10 meses, mal harían las Panteras en no tomar en cuenta la posibilidad de que Newton simplemente no vuelva a ser el mismo.

Las 8 del deporte

 

  1. Kyle Allen no fue el único quarterback en debutar como titular la semana pasada y llevarse la victoria. Daniel Jones mostró gran potencial en el triunfo de los Gigantes de Nueva York sobre los Bucaneros por 32-31. Jones mostró temple a lo largo del juego y respondió cuando el juego estaba en la línea, a pesar de contar con pocas armas a la ofensiva. Dave Gettleman fue criticado fuertemente por tomar al quarterback de Duke en el pasado Draft, pero, al menos de inicio, el gerente general puede respirar más tranquilo.
  2. Quienes no tuvieron un debut triunfador fueron Mason Rudolph y Luke Falk. Rudolph mostró algunas cosas buenas en la derrota de los Acereros de Pittsburgh por 24-20 ante los 49’s de San Francisco. Desde afuera, dio la sensación que los Acereros cuidaron demasiado el plan de juego, en especial en la primera mitad. Será bueno ver si le abren el plan de juego ante los Bengalíes de Cincinnati. Si algo va a pasar con Pittsburgh este año, esa es la única opción. Falk, por su parte, se sacó la rifa del tigre y simplemente no tuvo oportunidad ante los Patriotas de Nueva Inglaterra con unos Jets de Nueva York que tienen demasiados huecos en el plantel.
  3. Y hablando de Nueva Inglaterra, la defensiva de los Patriotas es de miedo. La unidad permite 199 (¡199!) yardas por partido, incluyendo 36.7 por tierra. Es cierto que han enfrentado a dos de las ofensivas menos explosivas de la NFL (Delfines de Miami y los Jets), pero la unidad se ha visto impasable. Los Bills de Búfalo ofrecen una prueba interesante esta semana.
  4. En el deporte colegial, hay que quitarse el sombrero ante la afición de la Universidad de Georgia. El sábado 21 de septiembre, tras una victoria emocionante sobre Notre Dame, los aficionados aplaudieron a sus rivales mientras salían por el túnel hacia los vestidores. Esto es un detalle mínimo en comparación con lo que hicieron una semana antes, cuando recibieron a Arkansas State. Wendy Anderson, esposa de Blake Anderson, entrenador en jefe de dicha universidad, falleció víctima de cáncer de mama en agosto. Como muestra de solidaridad hacia el coach rival y para levantar alerta sobre la enfermedad, aficionados hicieron un llamado a vestir de rosa durante el partido. El resultado fue tanto impresionante como conmovedor: 

  5. Sin importar lo que suceda esta semana, hay que aplaudir la gran temporada de los Atléticos de Oakland, Rayas de Tampa Bay e Indios de Cleveland. Uno de los tres equipos quedará eliminado antes de los playoffs, pero la carrera que han otorgado en la pelea por los comodines ha sido más que entretenida. Oakland y Tampa Bay parecen más balanceados y en mejor momento en esta recta final y los consideraría ligeros favoritos para avanzar a playoffs.
  6. Los que no estarán en playoffs (a menos que suceda un milagro) son los Cachorros de Chicago, con sus siete derrotas en fila. ¡Qué manera tan estrepitosa de caer para un equipo que hace una semana aún era considerado candidato a la Serie Mundial! Si bien Joe Maddon es en parte responsable y la lesión de Javier Báez no ayudó, parece que el núcleo de jugadores ya dio lo que tenía que ofrecer en la Ciudad de los Vientos. Será un invierno interesante en el seno del club.
  7. Si de por sí la temporada pasada tardaron en otorgarse megacontratos a peloteros de la talla de Bryce Harper y Manny Machado, tras la inhabilidad de ambos de llevar a sus equipos a playoffs, puede esperarse otro periodo frío de agencia libre para las figuras. Harper y los talentosos y caros Filis de Filadelfia ya fueron eliminados, mientras que los Padres de San Diego ni siquiera terminaron con marca ganadora. Con contratos por encima de los 300 millones de dólares, sobra decir que se esperaba más de ambos jugadores con sus respectivos equipos.
  8. A prácticamente un mes del inicio de temporada de la NBA, Kyrie Irving sufrió una fractura en la cara al recibir un codazo en una “cascarita” dentro de las instalaciones del equipo. Esto restará tiempo para afianzarse en los Nets de Brooklyn para la ex primera selección global del Draft. Irving viene de una temporada decepcionante con los Celtics de Boston, y la presión estará en Brooklyn desde principio. Esperemos que no le afecte demasiado el tiempo de ausencia.

Twitter: @rockowolf