Ver más de Nacional, Portada

Yasmín Esquivel, la nueva ministra de la SCJN que mintió al Senado

Ciudad de México.- Yasmín Esquivel Mossa, esposa del contratista y asesor del gobierno José María Riobóo, fue designada como la nueva ministra de la la Suprema Corte de Justicia de la Nación a pesar de que mintió al Senado de la República en su comparecencia como candidata.

De acuerdo a Proceso, en abril del 2012 la entonces magistrada del Tribunal de Justicia Administrativa de la Ciudad de México resolvió a favor del empresario constructor José María Rioboo a pesar de que la organización no gubernamental Greenpeace y varios vecinos del sur de la capital impugnaron la obra y le pidieron oficialmente a la magistrada que se abstuviera de participar en el juicio, por ser esposa del presidente de una de las empresas implicadas en la obra.

El conflicto de interés fue documentado por Greenpeace en el Senado de la República el miércoles 6 de marzo, horas después de que la Comisión de Justicia, presidida por Morena, aprobara “la idoneidad” de las tres candidatas a ministras de la Suprema Corte: las magistradas Yasmín Esquivel y Celia Maya y la académica Loretta Ortiz.

La terna fue presentada por el presidente Andrés Manuel López Obrador, quien entregó a Grupo Rioboó el proyecto del aeropuerto en Santa Lucía.

Los documentos oficiales y de la propia empresa demostraron que Grupo Rioboó participó en la obra hidráulica de la Supervía Poniente, autorizada por el entonces gobierno del Distrito Federal (GDF).

A pesar del evidente conflicto de interés la nueva ministra de la Suprema Corte decidió fallar a favor de la constructora de Riobóo durante el litigio sobre la construcción de la Supervía Poniente sumándose a la votación de seis a uno, en la Sala Superior, para revertir la resolución previa del Tribunal, que había sentenciado como ilegal la manifestación de impacto ambiental.

El primer fallo tomó en cuenta que no se había hecho la consulta pública prevista en la Ley Ambiental de la capital y que la Barranca de Tarango, por donde pasó el trazo de la Supervía, estaba catalogada como “área de valor ambiental del DF”, por la misma ley, y por tanto la obra tenía un vicio legal de origen.

El gobierno de Marcelo Ebrard mantuvo también la información reservada cuando Greenpeace le pidió que le informará la relación que existía en Grupo Rioboó y el consorcio integrado por la constructora OHL Concesiones de México, Inmobiliaria COPRI y la Constructora ATCO para crear Controladora Vía Rápida Poetas, encargada de la construcción de la Supervía.

“Conservadora y pro vida”

Durante su comparecencia en el Senado opinó que debía revisarse si la adopción homoparental era conveniente para el niño y, sobre el aborto dijo que que estaba “a favor de la vida”.

Soy una mujer que, como millones de mexicanas, me he hecho por mí misma, con una historia propia, no soy ‘la señora de…’, ni ‘la esposa de…’. Bien saben las señoras senadoras y señores senadores aquí presentes lo que le cuesta a una mujer ser reconocida por méritos propios” dijo al tratar de separar su carrera a la de su esposo.

La compañía Rioboó SA de CV recibió entre 2002 y 2005, cuatro adjudicaciones directas por un monto de 171 millones de pesos, todas para la construcción del Segundo Piso del Periférico, dos de ellas cuando Andrés Manuel López Obrador ya había dejado el cargo de jefe de Gobierno capitalino.

Con información de Proceso y Verificado.MX