Por culpa de aficionados suspenden Hoffenheim-Bayern

Comparte/

Share on twitter
Twitter
Share on facebook
Facebook
Share on whatsapp
WhatsApp

Aficionados del Bayern de Múnich agredieron verbalmente a Dietmar Hopp, mecenas del Hoffenheim, situación que parece haberse normalizado en el futbol alemán, pues los seguidores del Gladbach y Dortmund también han tenido fricciones con Hopp.

Con pancartas que llamaban «hijo de puta» al mecenas, los fanáticos del Bayern provocaron disgusto en sus jugadores, quienes estaban al frente del encuentro con un marcado 0-6 en Sisheim.

Tras dos llamadas de atención, el partido se encuentra temporalmente suspendido.

Hopp, uno de los principales inversionistas de la empresa SAP es también uno de los artífices de la rareza futbolística que es el TSG Hoffenheim.

Además de sus cargos formales, es un hombre buscado por los las aficiones más radicales de la Bundesliga, quienes lo consideran un apologista del llamado «fútbol moderno».