Grupo México devuelve predio de Pasta de Conchos al Gobierno para búsqueda de cuerpos

Comparte/

Share on twitter
Twitter
Share on facebook
Facebook
Share on whatsapp
WhatsApp

A catorce años de la tragedia, Grupo México anunció que devolverá al gobierno federal el predio donde se ubica la mina Pasta de Conchos, para facilitar la nueva búsqueda de los cuerpos de 63 los 65 mineros fallecidos y con ello reconfortar a los familiares. 

El conglomerado que preside Germán Larrea señaló que el proyecto ubicado en San Juan de Sabinas, Coahuila, se devuelve en respuesta a la solicitud del presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, para disponer de la mina y que su gobierno reanude esfuerzos encaminados a la recuperación de los restos de los mineros fallecidos en 2006, así lo anunció por medio de un comunicado enviado a la Bolsa Mexicana de Valores (BMV).

“Grupo México expresa su deseo de que los esfuerzos que emprenda el Gobierno tengan éxito y se traduzcan en paz para las familias”, dijo la empresa.

En dicho comunicado la minera mexicana también sostuvo que el lamentable accidente ocurrido la madrugada del 19 de febrero de 2006, donde 65 de los 73 trabajadores que laboraban dentro de la mina quedaron atrapados, es la experiencia más dolorosa que ha vivido Grupo México a lo largo de 83 años de operaciones en el país.

Hay que recordar que en el accidente fallecieron 65 mineros, de los cuales se lograron recuperar los cuerpos de dos de ellos: José Manuel Peña Saucedo y Felipe de Jesús Torres Reyna.

“Desde el primer momento, la empresa activó todos los recursos humanos y técnicos a su alcance para intentar rescatar a sus compañeros. Los esfuerzos se prolongaron por 14 meses y participaron en ellos 270 rescatistas expertos, junto con autoridades, mineros, técnicos y con la propia comunidad de Pasta de Conchos”, destacaron.

Los esfuerzos en el rescate continuaron sin interrupción, incluso después de tener la certeza de que los mineros no seguían con vida, además de que las evidencias científicas y técnicas señalaron que continuar con la búsqueda implicaba un gran riesgo para la integridad y la vida de los rescatistas. Después de esto, las autoridades ordenaron la suspensión de esas labores.

Grupo México explicó que siempre ha mostrado respeto en las decisiones de los familiares y ha buscado acompañarlas y respaldarlas moral y económicamente desde el día de la tragedia.

Desde que López Obrador se comprometió nuevamente a rescatar los cuerpos de los mineros fallecidos, la empresa ha mostrado apertura para facilitar las actividades de los expertos nacionales y extranjeros convocados por la Secretaría del Trabajo y Previsión Social, para analizar y decidir sobre la viabilidad de dicha tarea.