Migración representa la búsqueda de una mejor vida.- Gutiérrez Ortiz Mena

Migrar es un derecho inalienable e inherente a la naturaleza humana, dignidad básica y el sustento de los regímenes de derechos humanos, dijo el ministro.

Comparte/

Share on twitter
Twitter
Share on facebook
Facebook
Share on whatsapp
WhatsApp

El fenómeno de la migración existe porque la gente busca mejores condiciones para llevar una vida digna, consideró el Ministro Alfredo Gutiérrez Ortiz Mena durante la clausura del Quinto Foro Regional en materia de Migración y Protección Internacional.

Migrar es “un derecho inalienable y completamente inherente a la naturaleza humana, la dignidad básica, el reconocimiento primigenio del carácter de persona irrepetible, y es sin duda el sustento original de los regímenes de derechos humanos”, sostuvo el impartidor de justicia

Además, consideró que este fenómeno implica que los migrantes reinventen su presente y que formen familias y “desafortunadamente esto no impide que sobre la persona migrante se siga ejerciendo la vigilancia del extraño, del que no pertenece”. 

Durante la ceremonia se premió a la mejor sentencia en la categoría “Derecho de Acceso a la Justicia de personas migrante o sujetas de protección internacional”.

Al respecto, Gutiérrez Ortiz Mena dijo que estas sentencias demuestran que el derecho se mueve, ajusta, interpreta y desafía con el propósito de hacer del derecho un instrumento de la justicia.

La premiación responde al esfuerzo conjunto entre organizaciones de sociedad civil y organismos internacionales y nacionales de protección de los derechos humanos, para alentar la emisión de criterios jurisprudenciales que se apeguen a los más altos estándares en materia de derechos humanos y garanticen el acceso a la justicia de las personas migrantes o refugiadas.

En esta edición, los premios se otorgaron de la siguiente manera: primer lugar, para una sentencia de la Cámara Federal de la Plata de la República de Argentina, que resguardó el derecho a la unidad familiar, la garantía de tutela judicial, el derecho a la defensa y el debido proceso. 

El segundo lugar, para una sentencia de amparo del Vigésimo Primer Tribunal Colegiado en Materia Administrativa del Primer Circuito con sede en la Ciudad de México, que protegió el interés superior de la niñez, el derecho a la libertad personal y el principio de unidad familiar; y el tercer lugar fue para una sentencia del Juzgado Segundo de Distrito del Centro Auxiliar de la Primera Región de la Ciudad de México, que abordó la protección el derecho a solicitar asilo.

Este año se otorgó una mención especial al Tribunal Administrativo Migratorio de Costa Rica y dos reconocimientos a litigantes, los cuales fueron otorgados a equipos de Argentina y México, respectivamente.